lunes, octubre 07, 2013

¡¡BASTA YA!! ¿HASTA CUÁNDO?

He escuchado, visto y padecido, durante los últimos 60 días, el vómito de odio vertido sobre todos los habitantes de este pobre País, que con paciencia infinita han venido soportando día a día. No hay derecho al abuso inexplicable, que la prensa televisada, ha hecho, de los hitos históricos de nuestro País.

A los responsables de los canales de televisión, les pregunto, ¿el propósito de esto es informar o vender? Acrecentar el morbo, abultando y deformando la historia de nuestro país, está trayendo como resultado, volver a enfermar la convivencia de los chilenos, llenándolos de rencor  por un lado, y polarizando en extremo a la población por otro.  Este pueblo chileno de hoy, quiere vivir en paz, mirar el futuro y hacer de este nuestro Chile una nación desarrollada.

Me he decidido a escribir, porque sólo los que tienen el privilegio de un fácil acceso a los medios de comunicación pueden opinar, y nosotros, una gran mayoría, los que silenciosamente hemos vivido y sufrido, no tenemos ninguna vía para expresar nuestros sentimientos de frustración, rabia y pena.

Este gran grupo de chilenos, que sí vivimos y que fuimos actores, ayudamos a reconstruir la Patria, devastada por la ineficiencia de los políticos. Nos quedamos trabajando, para levantar un país agónico y muy desgastado. Trabajamos por los niños en situación irregular, por las dueñas de casa, por los ancianos y los más desposeídos, por los niños deficientes mentales, que se rescataron de la miseria más extrema.

Veníamos de un gobierno popular, que no hizo nada por ellos.  Personalmente trabajé por los niños con deficiencia mental durante 18 años, sin jamás recibir un céntimo; aún mas, poniendo muchas veces dinero de mi bolsillo para solucionar problemas urgentes.

El Gobierno Militar fue el único gobierno preocupado de otorgar una ayuda efectiva a la atención de ese tipo de problemas. Es cierto que pertenecí al grupo de mujeres ligadas a Institutos Armados, pero mucho mayor era el grupo de Sras. que, sin tener ninguna relación con estos, dieron años de su vida por este trabajo voluntario, sin más premio que la satisfacción de ver crecer a sus hijos libres y en paz. Ellas quisieron colaborar para hacer de Chile un país seguro para las futuras generaciones.

Basta ya de seguir sembrando odio por hechos históricos ocurridos 40 años atrás.  Aquellos que majaderamente insisten en volver una y otra vez al pasado, quedarán ante los ojos de todos, como los responsables de un quiebre de convivencia Nacional, que no tendrá fin.

Creo representar a muchas mujeres de mi generación, que silenciosamente hemos aceptado, por el bien del País, callar y contemplar el basureo y descrédito de un trabajo que realizó un gobierno que,  sin ser electo de acuerdo a normas políticas vigentes, fue pedido por la mayoría de los chilenos. Basta ya de mentir con fines de oportunismo político.

Las cosas por su nombre, no deformen la historia, porque la población mayor del país, que sí fue protagonista y testigo de la verdad de lo ocurrido, todavía está en pié y dispuesta a dar la pelea. A nosotros no nos cuentan cuentos.  Somos los que vivimos y somos los que luchamos, los que nos quedamos a trabajar para recuperar un país hecho pedazos.

Muchos se fueron, algunos en un manejado auto exilio, a disfrutar y aprovechar de la acogida de algunos países de Europa, donde se educaron y prosperaron mientras nosotros reconstruíamos las ruinas que dejaron. Volvieron en gloria y majestad a un país ordenado y normal.

Declaro sentirme asqueada por la derecha y la centro derecha. NO VOY A VOTAR POR ESTOS DE NUEVO. Prepárense Sres. de la Alianza, serán castigados por sus propios electores. El gobierno será de Bachelet y el Congreso también. Ya no creemos en Uds. Prepárense a ser minoría. Uds. se lo buscaron.  Quedará el País con el mismo odio y división con que lo recibió Allende, solo que esta vez no habrá héroes dispuestos a sacrificarse de nuevo, por un puñado de incapaces que no tuvieron en el pasado, ni tienen en el presente, la estatura moral para ganar una elección que asegure el rumbo de prosperidad que heredaron del Gobierno Militar, por la sencilla razón que no se lo merecen.

Verónica Berardi.
DespiertaChile.cl

1 comentarios:

Anonymous Florindo Núñez Ramos ha dicho...

SOLO FELICITAR A LA AUTORA DE LO EXPUESTO, LO QUE ME INTERPRET EN VARIOS DE SUS PLANTEAMIENTOS, PERO DISCREPO DE DEJAR O ABANDONAR A LA DERECHA, YA QUE ELLO SIGNIFICA ABANDONAR LA LUCHA Y ALLANARLE EL CAMINO A LA SIEMPRE "SUCIA" IZQUIERDA, QUE SOLO BUSCA EL PODER PARA "LLENARSE LOS BOLSILLLOS" DEL DINERO DEL ESTADO DE CHILE, DEL CUAL TODOS SOMOS PROVEEDORES.

12:38 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal